El Ibex treinta y cinco recula un uno con cinco por ciento y ampla su descenso semanal

EEUU supera ya los 30.000 fallecidos

El Ibex treinta y cinco ha roto la ráfaga de 5 semanas en alza, al cerrar con un descenso del tres con doce por ciento en el amontonado de las últimas 5 sesiones, hasta situarse en los ocho mil sesenta y tres con uno enteros. En concreto este viernes, el índice ha caído un uno con cuarenta y seis por ciento .

El mayor descenso de este viernes la ha protagonizado Telefónica, que se ha hundido un ocho con once por ciento, al iniciarse la ampliación de capital para abonar el ‘scrip dividend’ y una vez que el organismo de competencia británico haya asumido el expediente de la fusión de su filial O2 con Liberty Global.

Por detrás se ubicaban IAG (-cuatro con veintiseis por ciento ), Activa (-tres con ochenta y uno por ciento ), Banco Sabadell (-dos con ochenta y tres por ciento ), Meliá (-dos con ochenta y tres por ciento ), Banco Santander (-dos con setenta y seis por ciento ), Indra (-dos con sesenta y cinco por ciento ) y Bankinter (-dos con treinta y ocho por ciento ).

En la parte alta de la tabla se han puesto Colonial (+1,61 por ciento ), Siemens Gamesa (+1,01 por ciento ), Endesa (+0,79 por ciento ), ACS (+0,57 por ciento ), PharmaMar (+0,56 por ciento ) y Viscofán (+0,09 por ciento ).

Asimismo este viernes han empezado a cotizar las nuevas acciones de Banco Santander emitidas para abonar el dividendo complementario de dos mil diecinueve en acciones.

Tras las medidas del BCE y una vez que el Tesoro Público llegara el jueves a cobrar un interés negativo por vez primera para poner la deuda con este vencimiento, la rentabilidad del bono de España con vencimiento a diez años llegaba a caer este viernes en el mercado secundario al 0,001 por ciento , con la prima de peligro en los sesenta y dos puntos básicos.

La cotización del euro frente al dólar se ponía en uno con dos mil ciento once ‘billetes verdes’, al tiempo que el barril de petróleo West Texas Intermediate (WTI), de referencia para U.S.A., cotizaba en cuarenta y seis con cincuenta y siete, al tiempo que el crudo Brent, de referencia para Europa, marcaba un costo de cuarenta y nueve con noventa y uno dólares estadounidenses.

El resto de bolsas europeas han finalizado asimismo en negativo, mas no tanto como la de España, con caídas del 0,8 por ciento para Londres, del 0,76 por ciento para París, del uno con treinta y seis por ciento para Fráncfort y del 0,82 por ciento para Milán.

BCE, vacunas y Brexit

La semana ha estado marcada por la asamblea del Banco Central Europeo (BCE), que ha aprobado un extenso programa de nuevos estímulos para contestar a las «consecuencias económicas» derivadas del repunte de la pandemia en las economías europeas.

La primordial medida del organismo encabezado por Christine Lagarde ha sido ampliar en quinientos millones el volumen de su programa de adquiere de activos contra los efectos de la pandemia (PEPP). De este modo, el volumen total del programa alcanza los uno con ochenta y cinco billones de euros. En el mes de junio, el BCE ya decidió ampliar en seiscientos millones la cuantía total, hasta uno con treinta y cinco millones.

Por otra parte, los jefes de Estado y de Gobierno de la UE han dado su visto bueno al pacto alcanzado con Hungría y Polonia a fin de que levanten su veto al presupuesto comunitario y el fondo de restauración, desbloqueando de este modo los uno con ocho billones de euros en ayudas para los próximos años.

El mercado ha estado además de esto pendiente del Brexit, tras finalizar el encuentro entre la presidente de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el primer ministro británico, Boris Johnson, sin conseguir desbloquear las negociaciones sobre el futuro marco de relaciones entre la UE y R. Unido, con lo que se han dado de plazo hasta el último día de la semana para decidir si los obstáculos son insuperables o bien no.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir