La inmunidad frente al coronavirus puede perdurar 8 meses

La inmunidad frente al coronavirus puede perdurar 8 meses

Estudiosos australianos han revelado por vez primera, en una investigación publicado en la gaceta ‘Science Immunology’, que las personas que han sido inficionadas con el coronavirus pueden tener una inmunidad a lo largo de, cuando menos, 8 meses.

La investigación es la patentiza más sólida de la probabilidad de que las vacunas contra la Covid-diecinueve funcionen a lo largo de periodos prolongados. Previamente, muchos estudios habían probado que la primera ola de anticuerpos contra el coronavirus reducía tras los primeros meses, lo que producía preocupación de que las personas pudiesen perder la inmunidad de manera rápida, aunque este nuevo trabajo puede solucionar estas dudas estas preocupaciones.

Específicamente, los especialistas han mostrado que las células concretas del sistema inmunológico, llamadas células B de memoria, «recuerdan» la infección por el virus y, si se vuelven a exponer al virus provocan una contestación inmunitaria protectora a través de la producción veloz de anticuerpos.

Para lograr esta conclusión, los estudiosos examinaron a veinticinco pacientes con COVID-diecinueve y tomaron treinta y seis muestras de sangre desde el día cuatro tras la infección hasta el día doscientos cuarenta y dos tras la infección. Del mismo modo que con otros estudios, observando solo la contestación de anticuerpos los estudiosos hallaron que los anticuerpos contra el virus empezaron a reducir tras veinte días tras la infección.

No obstante, todos y cada uno de los pacientes siguieron teniendo células B de memoria que reconocían uno de los 2 componentes del virus SARS-CoV-dos, las proteínas de la nucleocápside y la espiga. Estas células B de memoria concretas del virus estuvieron presentes de forma estable hasta 8 meses tras la infección.

«Los resultados dan esperanzas sobre la eficiencia de cualquier vacuna contra el virus y asimismo explican por qué razón ha habido tan pocos ejemplos de reinfección auténtica entre los millones de personas que han dado positivo por el virus en el mundo entero. Estos resultados son esenciales por el hecho de que muestran, claramente, que los pacientes inficionados con el virus COVID-diecinueve en verdad preservan inmunidad contra el virus y la enfermedad», han zanjado los estudiosos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir